12 claves para gestionar el carrito en tiendas virtuales
68
single,single-post,postid-68,single-format-standard,et_monarch,ajax_fade,page_not_loaded,boxed,,qode-title-hidden,qode-theme-ver-8.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.7.4,vc_responsive
Gestionar tiendas virtuales: el carrito de la compra

25 Ene 12 claves para gestionar el carrito en tiendas virtuales

La importancia del comercio electrónico y de las compras en línea  en tiendas virtuales es algo que ahora no te voy a descubrir, vender on line se ha convertido en una opción para muchos negocios actualmente.

Gran parte del éxito de una tienda virtual va a depender directamente del diseño del carrito de la compra en el que se formalizarán los pedidos. El abandono del carrito en tiendas virtuales en pleno proceso de compra es uno de los principales problemas a los que se enfrentan los ecommerce.

Se trata de minimizar ese rebote de los carritos de la compra antes de finalizar  el pedido o la conversión de la venta para el negocio de que se trate. Hay una serie de cuestiones a tener en cuenta para minimizar este abandono y así conseguir vender on line de una forma más eficiente y rentable.

Claves para evitar el abandono del carrito en tiendas virtuales

1. Reducir el proceso de compra

Máximo 3 pasos, si exiges largos formularios a cumplimentar los potenciales clientes acabarán exhaustos y abandonarán el ecommerce. Debes tener una web ágil e intuitiva donde prime la usabilidad y rapidez. Eso es aplicable al 100% al carrito de la compra de la tienda virtual.

2. Darle visibilidad al producto

Tu catálogo de productos debe estar ubicado en una situación preeminente en la página. Lo visual atrae más. Utiliza una buena fotografía o incluso un vídeo si es posible. Una herramienta para ampliar la imagen ayuda a que el cliente se convenza de los atributos del producto.

3. Opción de guardar carrito

Suele darse el caso que un posible cliente empieza a cumplimentar el formulario y debe abandonarlo por causas varias y ajenas a tu site. Debes dar la opción de que guarde su pedido/carrito y que continúe el proceso más tarde cuando considere oportuno.

4. Varias opciones de pago

Cuantas más opciones de pago tenga el cliente mucha más confianza le generará tu ecommerce, además de ponerle las cosas muchos más fáciles que eso siempre ayuda. Intenta dar un mínimo de tres modalidades de pago para ajustarte así al mayor número posible de intereses o comportamientos de compra.

Os dejo un pequeño vídeo sobre los medios de pago en tiendas virtuales.

5. Envíos gratuitos

Es algo muy valorado el hecho de que el envío del producto sea gratuito. Así como una posible devolución si la hubiera. Incluye el margen que consideres en el precio del producto pero el hecho de que informes de que el envío es gratuito suma puntos a tu favor. Asegúrate de que lo comunicas de forma clara para que llegue el mensaje.

6. Tiendas virtuales de confianza

Uno de los principales frenos a la hora de comprar en Internet es la falta de confianza en el site. Los cliente son reacios a facilitar datos de pago como su número de tarjeta. Para minimizar esta desconfianza muestra tu ecommerce como un site de confianza. Esto se consigue dándole visibilidad a todo tipo de certificaciones y acreditaciones de las que dispongas.

7. Coherencia segmentada

En función de donde provenga el tráfico  de nuestro ecommerce le derivaremos a la landing page que corresponda en base a sus intereses. Debe existir una coherencia entre la fuente o el mensaje que ha logrado que aterrice el cliente en el ecommerce y la página de destino a la que llega. La landing page tiene que estar directamente relacionada con los intereses del cliente potencial. Nunca un potencial debe llegar a la home.

8. Analizar los insights

La analítica de nuestro ecommerce es la que nos va a permitir ajustar desviaciones posibles sobre nuestros objetivos. Es fundamentar contar con una herramienta de analítica para analizar el proceso de compra (embudo) e implementar las medidas correctoras necesarias de cara a la mejor de la conversión. La analítica nos aportará los datos del comportamiento de nuestros clientes en el ecommerce. La herramienta más popular en este sentido es Google Analytics.

9. Datos siempre visibles

Durante el proceso de compra, los datos facilitados por parte del cliente siempre deben estar visibles. Esto le aporta seguridad al cliente además de desarrollar  un vínculo cliente-pedido. Por otra parte, dicha información debe ser siempre perfectamente editable por si el cliente creyera conveniente modificar algún dato. Máxima flexibilidad y transparencia en todo momento. Así se genera confianza y se disminuyen los abandonos del proceso.

10. Precio cerrado

El precio debe estar cerrado desde el primer momento. No sorprendas al cliente con suplementos y gastos extras no contemplados cuando el cliente vaya a finalizar su pedido. Si los costes de envío corren a cuenta del cliente es necesario que este lo sepa desde que se interesa del producto. Si un cliente sigue todas las fases y se encuentra con un sobre-precio final abandonará el carrito del ecommerce.

11. Evitar distracciones al pagar

Si bien es es conveniente, además de ser una práctica normalizada, el exponerle al cliente las opiniones de otros usuarios, así como los productos más vendidos, esto no es una buena idea cuando llega el momento del pago. El momento del pago ha de ser sagrado y se debe canalizar la navegación sólo hacia la venta. Información simple y clara que concluya con una venta cerrada.

12. Sencillez es eficacia

Si complicamos mucho las cosas es muy posible que el cliente abandone. Hay que colocar bien clara la política de privacidad para hacer confiar a nuestro cliente. ser muy flexible en las formas de pago y, sobre todo, mostrar mucha confianza. Esto sería el resumen de buena práctica en un ecommerce de cara a potenciar la conversión.

Aplicando estos doce tips que te he aportado mejorará la conversión de tu ecommerce o tienda virtual y descenderá el abandono del carrito. Prueba a implementar estas medidas aportadas y confirma los resultados, a veces sólo es cuestión de detalles para conseguir una mejora evidente. El éxito de tu tienda virtual dependerá de tu rigor y constancia.

 Corrige, implementa y mide y, cuando acabes, vuelve a repetir el proceso; un ecommerce es un negocio que exige una adaptación y mejora continua. Vender on line se ha convertido en un auténtico desafío, muchas tiendas virtuales deben cerrar por no ver sus resultados de compras en línea.

Si tienes cualquier duda, o necesitas asesoramiento en cualquier tema relacionado con marketing digital,  puedes contactar directamente conmigo.

Y si te ha gustado este artículo puedes suscribirte a mi blog y te haré enviaré contenidos de este tipo.

Y ya sabes, si hay dudas contacta conmigo.

CONTACTAR AHORA
alvaro rond 2  
3 Comments
  • Fresco y del Mar
    Posted at 19:18h, 08 mayo Responder

    Muy buenas claves para evitar que los carritos se abandonen.

    • alvaromgonzalez
      Posted at 12:51h, 09 mayo Responder

      Muchas gracias Joaquín. Espero te funcionen a ti y/o a tus allegados. Saludos.

  • Luis Márquez
    Posted at 15:37h, 26 junio Responder

    Me viene de perlas Álvaro, para el e-commerce dónde curro. Ya te contaré. Gracias.

Post A Comment

Pin It on Pinterest

Share This